domingo, 27 de febrero de 2011

El viaje en el Conakry por Ivan

Al leer este texto podrás sentir una tremenda confusión, ya que la historia relatadas aquí, son hilvanadas a otros 2 cuentos; No es recomendable leer nada de este post sin asomarse a sus predecesoras (presentadas a continuación), pues considero que podrían perder tiempo:

(1)"El Conakry"

(2)"La busqueda del Conakry"

----------------------------------------------------------------------------

7 - Viajar en el tiempo

Mi mente quedó varada en ese segundo; Solo escuchaba como si fuese a lo lejos a Yuri que me hablaba, estaba a menos de un metro, pero se oía como a cientos. Mi cuerpo estuvo inconexo a mi mente, por algun motivo, di la vuelta y me marché lentamente sin decir adiós, sin hablar, ni mirar, simplemente mi cuerpo como poseído solo se limitó a dar pasos hasta mi casa, sin sentir siquiera la ventisca que viene desde los mares.

Intenté hallarme, recorrer mi vida, volver a mi pasado, volver a mi origen.
Ya era otoño y en el cementerio no encontré la tumba de mi madre, el encargado dijo que generalmente si una tumba pasa 10 años sin recibir un mantenimiento o visita, es removida y los huesos son incinerados. Me pidió un documento para poder ver los archivos.
Por donde me crié, una humilde morada de tablas de pino era ahora un rígido y frío monoblock construido por el estado. El baldío donde jugaba, tampoco estaba, el progreso se lo había llevado, ahora había una casa, me le acerqué y vi una plaqueta "La casa mas antigua de la ciudad, en el aniversario numero cien de la fundación del puerto....". -¿Como puede ser?,Ya había casas, una ciudad, cuando yo pateaba una pelota en ese descampado. No me imagino las cosas, de eso estoy seguro. Me quieren borrar de este lugar, me quieren dejar en el olvido ¿Quien?¿quienes me quieren borrar?¿Para que quieren borrar a alguien tan intrascendente?¿Que hice para merecer esto?

Me volví al puerto, me urgía hablar con Yuri, era la tarde, me senté en un banco sobre la calle a esperar la noche, pasó delante de mi ignorándome.
Esperé y golpeé la puerta, me miró de reojo y no me dio importancia, había otra persona, tenia aspecto de ser importante.

8 - Silberman

Seguí golpeando, y mientras decía :-Yuri, abre maldita sea.-Él me ignoraba, pretendía hacer anotaciones, note su nerviosismo, detrás de él, el extraño, ni se inmutaba.
Seguí golpeando la puerta, jalando el picaporte, pero tenía llave, me di la vuelta y me puse frente a la ventana. Dejó de ignorarme, me miró y me hizo un gesto brusco y cortó con la mano, como indicándome que me fuera. La otra persona en la oficina observaba a Yuri.
-Déjale entrar.- dijo
Yuri se dio vuelta y lo miró
-Hay que hablar con Él, dejadle entrar.-
Yuri hizo caso, entré, salude a Yuri, le estreché la mano al extraño, pero no me respondió, fue como un saludo al aire, sacó dos grabadores de sonido de su bolsillo y los prendió.
Me habló a mi, pero nunca me miró a los ojos, es mas creo que casi ni me miró a la cara.
-¿Cuantos somos nosotros ahora acá, en esta especie de oficina o cabina?-preguntó.
-Tres.- dije yo. -¿Que demencia es esta, me quieren volver loco?-
-Usted no está loco, ni va a estarlo. Quédese tranquilo.-Respondió el extraño.
-Yuri...¿Cuantos somos nosotros ahora acá, en este lugar y en este preciso momento?-Le preguntó.
-Tres. Bah... es lo que yo veo. Pero puede que seamos dos.-
-Bien.-
-¿Y Usted quien es?.-pregunté con prepotencia, en ese momento estaba apunto de enojarme.
-Soy el Doctor Silberman, y Yuri Andronov es mi paciente.- dijo amablemente a lo que agregó -Yo quiero que Yuri este bien, por que sufre de algunas cosas ¿Usted quiere lo mismo?.-
-Delo por seguro,es mi amigo.-
-Venía mostrando avances...-Tomó una carpeta, sacó un documento y me lo dio a leer y continuó diciendo: -A partir de que usted se jubiló, pero estos últimos días decayó un poco.-
-¿Que problemas tienes Yuri?.-le pregunte consternado, estaba cabizbajo, no quería mirarme, no respondía.
Silberman intervino: -Yuri, mi tratamiento sos vos, yo solo te indico como superarte, si no eres sincero y fuerte no funcionara.-
-Soy un mentiroso.- dijo Yuri
-Yuri, no eres sincero. Esta en vos. Es ahora o nunca.-
Me miró y me dijo con los ojos llorosos:- Veo otra realidad, imagino cosas. Amigo siento que eres real, pero no es así, me lo hacen ver, me lo hacen entender con lógica, pero me resisto a creerlo. De algun manera te necesito, necesito tu compañía, pero me hace mal.-
Me quedé petrificado. Silberman me miró y me dijo:-¿Querés pruebas?. Por que las tengo.-
-Si.-Respondí.

9 - El viaje en el Conakry

Fuimos los tres caminado hasta el muelle, Yuri no habló, yo tampoco. Solo se oía la tranquila y confiada voz de Silberman.
Cuando llegamos dijo: -Vamos a buscar que hoy, ahora en lo posible, cada uno de nosotros tres, que en realidad somos dos, ¿cierto Yuri? cada uno pueda seguir un nuevo rumbo feliz y alejadas las partes entre si.-
Asentimos, pero no me gustaba su tono ni su modo de referirse a mi, Yo seguía el juego, me interesaba saber adonde querían ir y a donde lo habían llevado (mentalmente)a Yuri.
-Es época de Conakry.-Dijo con seguridad el Doctor
-No.-Respondí
Yuri me miró y me dijo:-Este año no vino, se puede demorar unos días.-
-Imposible que venga, dadas las condiciones del mar y del clima.-
Silberman me interrumpió: -Acaso sos estadista o metereologo... o marinero siquiera. Por que hasta donde Yo se: sos un simple alumbrador que cuida el puerto mas tranquilo del mundo.-
Me sentí humillado, quise hablar y me volvió a interrumpir.
-Si Yuri dice que el Conakry esta por llegar, es por que el Conakry esta por llegar. Decilo Yuri.-
-Ahí viene el Conakry.-Dijo por inercia
-No suena sincero.- Acotó Silberman
-Ahí viene el Conakry...Ahi viene el Conakry...Ahi viene el Conakry...-
-Pero... Yuri, me dijiste que nunca lo viste.- De eso estaba seguro.
-Cuando lo vea, lo sabré.- Me respondió con confianza
Pasados unos segundos, como si todo estuviese armado con perversa perfección, apareció un reflector verde en la bahía, después de años de ausencia el ya mencionado bote surcaba las estancadas aguas.
Los mire y les dije: -El fantasma, cuando aparezca verán que ustedes están locos y no yo.-
-Nadie dice eso, vos no estas loco, estamos acá para probar que sos ficticio, sos el producto de una mente brillante pero con algunos trastornos.- Me dijo Silberman, sin mirarme siquiera.
-Todavía no demostraste nada.-Respondí
-Cuando lo entiendas, es porque Yuri lo entendió realmente y ahí vas a dejar de estar con nosotros; No te queremos matar, te queremos subir al Conakry, y cada cual por su cuenta.-
-¿Y el fantasma?¿la luz verde?- pregunté
-Es otra fantasía que nunca tomó consistencia, es paralela a vos en el tiempo, nunca se lo permití desarrollar con fuerza. No podíamos batallar dos frentes.-
Las dudas me invadían, la idea era descabellada pero las cosas se empezaban a explicar solas. El barco se acercó a la orilla, chocó el muelle.
-Nunca chocó el muelle.-Dije.
-Porque nunca se lo mencionaste a Yuri, porque a cierto nivel no lo sabe y lo imaginó distinto.-
-¿Por que quieren que suba?.-Les pregunte.
Lo vi a mi amigo el portero, el Yuri con el que nos hicimos compañía tantas noches, tomar aire y dirigirse a mi, pero sin mirarme a la cara:- Yo... no quiero matarte. Y se que irte así, te haría feliz, tal vez llegues a África.- dijo Yuri.
-Es lo mejor para todos.-Dijo el Doctor satisfecho. Palmeó en el hombro a Yuri, después estiró la mano para saludarme, la estiró al vacío, por que yo nunca se la dí, ya estaba arriba del barco, sentado al lado del Capitán.

5 comentarios:

Carla Kowalski dijo...

Nunca me hubiera imaginado ese final, la verdad me sorprendiste.
Esta historia es muy atrapante Iván.
Me gustó el giro que le diste en esta última entrega.

SIL dijo...

Sin nadie nunca a mi lado que me ayude a confirmar si era real lo que se me presentó al menos una docena de veces o era producto del cansancio, la soledad y el aburrimiento// decía en los pasajes anteriores ...

El barco fantasma y su capitán regresaron a buscar a quién habían dejado alguna vez varado.

En el exacto punto donde dos mundos paralelos y dos tiempos se chocan, se gestan este tipo de historias.

Me trajo reminiscencias de la leyenda del "Mary Celeste": de la que sólo el mar conoce el misterio .

Abrazo a la tropa-

SIL

Isabel dijo...

Ok, te haré caso. Voy por las otras lecturas y vuelvo. Besos.

MariluzGH dijo...

Magnífico giro has dado al relato para llegar a este final. Me gustó. Me encantó cómo se ha aclarado todo... ¿quién puede aseverar que no haya sucedido algo así o incluso pueda suceder en el futuro?... ¿Por qué no la existencia de mundos paralelos y por tanto: vidas paralelas?

¡Te felicito y abrazo!

Norma Ruiz dijo...

Ivan:
un cuento fantàstico, escrito de manera que nos atrape en un mundo paralelo, como la historia.
bien Ivan maravilloso¡
besos a todos