viernes, 27 de agosto de 2010

Silencio impuesto por Lisandro



Huele a rosas quemadas
en el hastío de mi conciencia,
y sobre las horas ya gastadas
las utopías se enardecen
reviviendo como el viento
a los recuerdos ardientes,
de un pasado que lo fue cierto,
de una incertidumbre presente.
Delirios con aroma a rosas
quemándome la mente…



A veces suelo perder la cordura
en el viaje de mis versos
cometiendo los excesos
sin medir las consecuencias,
pero como no hay acertada ciencia
en parte no me arrepiento
más callo lo que siento,
con incierta certeza…
Si bien hoy estas letras
sólo se expresan por expresar
por la necesidad de desahogar
y trasladarme a otro lugar…


Igual la encuentro.
Entonces gira nuevamente el poema
gira mi idea, gira la inspiración
¿qué hablo?
¿qué cuento?
y vuelvo a lo mismo…
Bastardo destino…
me sigue obligando a callar.

Y si comienza a sangrar la garganta
si ardo en el humo de mi cigarro
si rompo los esquemas de barro
aquellos que invente un día
ensuciándome las manos de desprecio,
grito en el silencio y prefiero sangrar
antes que volverla a nombrar
antes de decir que la quiero
antes de comenzar a delirar.

14 comentarios:

Maria Susana dijo...

Muy bello y con mucho sentimiento Li,
como todo lo que haces.

Delirios con aroma a rosas
quemándome la mente…

Un abrazo amigo.

SIL dijo...

Callar suele ser tan peligroso como intentan tapar un volcán en erupción.
Por suerte, tenemos LA POESÍA.

Hermoso, Lichi.

Un beso grande

SIL

SIL dijo...

Léase correctamente: intentaR :)

Carla dijo...

Hermoso Lisandro.
A veces no hace bien callar... pero tus letras hablan.

Rosa María dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Rosa María dijo...

Se dice que los amigos de mis amigos; amigos míos son. Así que mi querido Lisardo: Yo mujer con ventanas abiertas a las palabras, me duele nombrar el significado del silencio; aún siendo éste impuesto por ti.. Todo lo que se "impone" raja un poco la piel, y eso es sinónimo de dolor. Lo aceptado, lo planificado incluso lo impactado, es el camino del paseo pisando hierba y oliendo a rosas en amaneceres cuajados de; bla, bla, bla, bla. Amigo: Lisardo, deja fluir tus palabras en la voz de la poesía.
Bicos en tus labios para que no los selle NADIE, nada más que el beso.
Rosa María

José Del Moral De la Vega dijo...

/grito en el silencio y prefiero sangrar
antes que volverla a nombrar
antes de decir que la quiero
antes de comenzar a delirar
¡Cómo brota la pasión y la juventud...!
Muy bonito
Un abrazo

lidia dijo...

Lisandro que hermoso por favor!!!!!!!!!!sos un poetazo...no dejes de escribir...no nos dejes sin leer, no nos dejes...!!!!!!!!
gracias gracias gracias x compertir!
un abrazo inmenso
lidia-la escriba

Ale dijo...

Las palabras suelen encontrar enemistades entre ellas, y decidimos callar porque creemos que en el silencio nadie lo notaría. No nos damos cuenta que en nuestra cabeza el silencio es tan punzante como las palabras, y nunca encontramos la manera de callar lo que sentimos. Siempre encuentra la vía de escape.

MariluzGH dijo...

¿Para qué hablar cuando tus versos lo hacen a la perfección?
Atrapas con cada rima, amigo :)

dos abrazos calurosos (en grados centígrados)

Ivan Ignacio dijo...

muy bueno lichi, las rimas no desvian la idea.

Un abrazo

Motivaciones en azul dijo...

Lisandro que buen poema. Que fuerza en sus versos, en tus sentimientos.
Un placer reencontrarte.

mariarosa

Facebook dijo...

Susana Cernello: Cuánta impotencia Lisandro...profunda, desgarra por instantes, muy bueno. Un abrazo!

Cynthia Rascov: wow... que belleza manera de decir sin decir... de gritar como tu dices en el silencio mismo... bella metáfora en su todo.
cariños.

Facebook dijo...

Naty Julca: Muy lindos versos,Lisandro.¡Felicitaciones!