sábado, 13 de febrero de 2010

TALLER ABIERTO FEBRERO '10

Como ya todos saben una vez por mes publicamos el trabajo de nuestras visitas.
En este caso nos visitan Luis Serrano Pozuelo y Miguel Aguilera .
A continuación encontrarán una pequeña reseña de cada uno, luego, para leer sus textos, cliqueen "leer mas".

Luis Serrano Pozuelo nació en Madrid, y allí ha vivido a lo largo de sus sesenta y dos años.
Es un lector compulsivo de novela con una larguísima lista de autores preferidos entre los que cabría destacar a Irene Némerovsky, Paul Auster, John Irving, Sándor Marai, Hanuki Murakami y un extenso etc.
Pueden visitar su blog: Suma de Letras
Hoy nos regala "Andando"

Miguel Aguilera tiene 37 años y es de Río Cuarto, Córdoba, Argentina
Tiene dos blogs "El Errante" y "Literato"
Nos cuenta que envió su texto porque personas que visitan su blog, visitan el nuestro y le pareció interesante participar en nuestro blog.
Escribe narrativa en prosa y nos dice que lo hace sin esfuerzo y con sumo placer.
Hoy nos regala: La noche siempre es menos cruel que el día.



ANDANDO por Luis Serrano Pozuelo
Si andando una mañana por la vereda que conduce al ir y venir de la memoria, del recuerdo, encuentras una sombra con dedos y labios, no le digas de mis letras, no le hables de mis silencios

Si mientras retuerces el pasado arisco de un ayer que cayó en desgracia, encuentras una horquilla de alma dislocada, de almanaque de pozo y negrura, no mires a los ojos de quien te pregunte y continua el camino que se desliza entre castaños y abedules.

No preguntes, no te detengas, no mires atrás, allí de dónde vienes viviendo sin humo y sin pincel y abraza la tersura del viento que, va y viene, buscando un lugar en donde implantar su vecindad amortiguada.

Quédate parado en el filo de ese tiempo, que solo los que ya bebieron del barranco desolador de la victoria, conocen como suyo, y del que, solo el sonido de sus timbales inmunes a la luz y al soplo, ponen abundancia de deseo y mechero, lumbre y asilo.

Si andando una mañana, retuerces el pasado arisco, no preguntes, no mires a los ojos, quédate parado y escucha lo que tendrán que decirte tus entrañas sierpes.


La noche siempre es menos cruel que el día por Miguel Aguilera

El día que George Harrison escribía la canción “Someplace Else” ella y yo hacíamos el amor. No sé bien en qué etapa de nuestra relación estábamos, tampoco sé si coincidía con la primera estrofa o las que continúan, pero sí sé que la tarareábamos en la oscuridad recorriéndonos los cuerpos con las manos, y besando toda aquella extensión de piel que deseásemos. Pequeños e insignificantes, así éramos en esos días, pero aunque fuésemos un punto perdido en el universo todo lo que se hallaba en él mismo convergía completamente dentro de nosotros dos.
Por las noches, en medio de la oscuridad, esa misma canción sonaba una y otra vez mientras el vinilo giraba sin agitarse en el viejo tocadiscos. Qué bonitos tiempos. Los tiempos bonitos deben atesorarse, siempre he pensado eso. Envueltos en sábanas o aún con nuestros cuerpos desnudos y empapados en sudor esa chica y yo nos atrevíamos a cantar aquella canción sin siquiera pensar si era el principio o el fin, si íbamos o veníamos, si era enamoramiento o verdadero amor. Y el miedo se hincaba en medio de la oscuridad como un alfiler profundo que se clava dentro de la carne hasta llegar a tocar el espíritu. Ese dolor fino y punzante nos daba un soplido de realidad, nos intentaba asustar y sucumbir a la idea del “dos son uno”, y aún así ninguno de los dos dejaba de cantar y abrazar y acariciar al otro.
He estado con muchas mujeres en una cama pero ninguna era igual a la anterior, ni tampoco mejor, ni mucho menos peor. En ese ring cuadrado mi cuerpo con el de ellas jugaba un frenesí único y libre. Pero todo fue hasta que George Harrison escribió aquella canción. Ese día lo cambió todo para mí y esa chica estaba junto a mí el día del cambio. Los grandes cambios se producen así, en una milésima de segundo, y por eso son grandes cambios. Pues aquel fue un gran cambio en mi vida. Dentro de aquel ring en que me sumergía por las noches con ella todo era más que armónico; y aunque ambos sin decirnos palabra alguna nos mirásemos como parados al borde de un abismo lográbamos entender e interpretar que aquel momento que vivíamos era único e irrepetible. ¿Tan difícil es entender eso?, me he preguntado muchas veces. Antes sí, me respondí, pero desde aquel día vivir el momento pasó a formar parte de los principios de mi propia vida.
No importaba si afuera había nieve, vientos huracanados o lluvia, dentro había paz. Un microclima se autogeneraba en el momento que el primer acorde de la guitarra de George Harrison sonaba en el aire transportándonos así a esa famosa nube número nueve. Y allí en la nube, la noche era menos cruel que el día y ambos podíamos amarnos, reconocernos y pensar que aunque el tiempo siguiese pasando y la nube desapareciese cada vez que escucháramos aquella hermosa canción los dos sabríamos que hay un único punto en el universo en donde el tiempo nos eligió a nosotros para formarlo.


27 comentarios:

Carla dijo...

Primero quiero felicitar a ambos por sus hermosos textos, y agradecerles por participar en el taller.

Luis:Maravilloso este relato, este andar de presente y pasado, de un futuro esperanzador. Muy bueno tu vocabulario!

Miguel: Un texto con pasión, con recuerdos, con historias, con música. Excelente convinación!

Miguel Aguilera dijo...

Karla y todos los integrantes de Kapasulinos un gusto poder participar en su taller literario.

Saludos.

Miguel Aguilera

SIL dijo...

LUIS:

Dan ganas de ponerle música a tu prosa, andando y sin preguntar...


MIGUEL !!!
Me alegró muchísimo verte acá !!

:D


Lograr que no importe si afuera hay nieve, vientos huracanados o lluvia...
lograr encontrar y después evocar la PAZ, con la llave de una canción maravillosa, es ser dueño de un cachito de paraíso en la Tierra...


Besos y felicitación a ambos,
y abrazo infinito a Carlita y la tropa !!


SIL

Pipina dijo...

Gracias a Miguel por hacerme conocer este bello espacio,felicito a los dos ESCRITORES por los hermosos relatos.
Miguel: como siempre me tenes acostumbradas a tus escritos llenos de sentimientos ¡Cuanto me alegra que llegues más lejos!!!.Estoy orgullosa de conocerte. Besos. Pilar

Luis dijo...

Para mí ha sido una enorme alegría ver mi texto publicado en vuestro taller. Muchas gracias. Espero que pronto pueda continuar participando en este Taller abierto a conceder oportunidades a quienes hasta ahora no habiamos visto nuestros textos publicados en parte alguna.

Mai Puvin dijo...

Impresionante los dos!
El texto de Miguel me acarició dulcemente.

Abrazotes mis tesoros!

Clara dijo...

¡Muy buenos los dos relatos! Totalmente diferentes, pero cada uno deja un claro mensaje. Me gustó. Qué buena idea Kapasulinos, esto de contar con invitados es genial. Siempre se encuentra algo atractivo para leer.

el oso dijo...

Los Kapos del Kapa nunca defraudan con los textos de invitados.

Luis: Bárbaro. Un mensaje cálido, que llega como lluvia en el desierto. Me encantó sobremanera: "Quédate parado en el filo de ese tiempo, que solo los que ya bebieron del barranco desolador de la victoria, conocen como suyo"

Miguel: Ya mencionar a George bastó para comprarme. Ese reconocerse en la canción es un canto al amor que alcanza lo sublime.

Felicitaciones.

Natacha dijo...

Voy a leer todo eso... y te contaré.
Un lugar donde se escribe y comparte, siempre es un lugar luminoso.
Un beso, bonita.
Natacha.

lidia dijo...

a ver si comprendi,puedo enviar un poema y aca lo publicas?
lidia-la escriba

Paco Bailac dijo...

Mi deseo de paz para tu existencia.

Paco

Poetiza dijo...

Felicidades a ambos por sus lindos textos y un beso a cada uno con mis saludos. Carla, cuidate amiga, besos.

anapedraza dijo...

¡Buenos días!

Yo también quiero felicitar a Luis y a Miguel, porque de ambos he disfrutado.

Decirle a mi paisano Luis, que he disfrutado muchísimo leyéndolo, que incluso me ha hecho viajar de la mano.

Y a Miguel, que además de tener buen gusto musical sabe escribir muy bien. Pasión en todas sus estrofas.

¡Un abrazo!

MIGUEL

MAJECARMU dijo...

Carla,te agradezco tus visitas y me disculpo,porque el tiempo es limitado y no llego a mis quehaceres y también a mis seguidores.

Es un placer volver y disfrutar de todo lo que publicáis.

Luis,me ha encantado.Esa fé en el camino,esa esperanza de seguir andando sin preguntas..Siempre avanzando,tomando lo bueno y amando la vida,a pesar de todo.
Mi felicitación y mi abrazo,amigo.

Miguel,esa reflexión llena de vida y arte,ambas van unidas y en ellas está presente el amor..La música nos ensancha el espíritu,nos predispone para dar y recibir..Y desde la música encuentras el sentido de la vida:EL AMOR.
Mi felicitación y mi abrazo para ti.

Y vosotros Kapasulinos mi agradecimiento por vuestra sencillez,humildad y fidelidad a todos.
M.Jesús

elisa...lichazul dijo...

un abrazo a todo el colectivo
muchas felicidades siempre!!!

Micaela dijo...

Dos textos maravillosos nos habéis regalado. Un abrazo grande para todos los que formáis el taller. Feliz semana.

joselop44 dijo...

Saludos amigos; ya estoy de regreso y he solucionado los problemas que tenía y me impedían publicar y visitaros.
un abrazo.

Destructor de Mentiras. dijo...

Que buenos escritos...
me gustaron bastante los dos.
los felicito.

Muchos saludos.

Norma Ruiz dijo...

quiero felicitar a Luis y Miguel.
excelentes relatos.
y darles la bienvenida al mundo de las letras, que tan maravillosamente, lo han hecho.
besos a los kapasulinos.

Ivan Ignacio dijo...

Quiero felicitar a Miguel y a Luis por haber sido elegidos y por participar en nuestro blog.
Ambos son muy personales y muy bien transmitidos.
Espero volver a verlos pronto en el blog.
Pueden participar cuantas veces quieran

Gustavo dijo...

Carla,

Gracias por tus buenos deseos hacia nuestra amiga Celia. Tomate un poco de tiempo para leer los comentarios de sus lectores, especialmente los de la última semana en su escrito de "UN VIAJE..."
Saludos

HUMO dijo...

Gracias amigos por compartir!
Los quiero mucho!

=) HUMO

beker dijo...

Un placer siempre reencontrar este espacio de amigos en la distancia. Les felicito por los dos textos, tan bien logrados. Un abrazo

salvadorpliego dijo...

Gracias por compartir.

Un fuerte abrazo.

MariluzGH dijo...

Magníficos ambos!
Mucho de donde aprender... gracias kapasulinos por compartirlos

besos a todos :)

Cecis ... funámbula dijo...

Maravillosos ambos relatos...llegué de la mano de Miguel Aguilera y con las alas que me dan sus palabras...no puedo mas que agradecerle por haberme traido hasta aqui...

lidia dijo...

A TODOS LOS KAPASULINOS, LES COMENTO QUE MI BLOG,NO APERECEN LOS NUEVOS POST,Y YO NO RECIBO DE USTEDES...POR ESO ME SUSCRIBO POR CORREO,ASI ESTOY AL TANTO,DE MIS BLOGUER APRECIADOS,ESPERO QUE LEAN TODOS,EL GRUPO, ESTE COMENTARIO!
GRACIAS NUEVAMENTE
LIDIA-LA ESCRIBA